jueves, 7 de octubre de 2010

Ofrenda

TE daré mi vida eternamente,
te daré mis alas aunque caiga,
te daré mi cuerpo aunque
no me pueda levantar.
TE daré lo que tengo,
más lo que he perdido.
TE daré lo que soy,
lo que he sido,
y lo que por ti
ya no seré.

Éxtasis de silencio

El amor fue un gesto, señal cómplice que daba comienzo a un suspiro sin tiempo. Fue un instante, una caricia del viento, una mirada en...